Henry Amado Serván Vallejos es el nuevo columbano peruano

Agregación Henry

En una ceremonia sencilla, presidida por el padre Jhon Boles, que fue uno de sus formadores y acompañantes en su proceso vocacional, Henry Serván hizo su promesa y firmó el documento de Agregación Permanente.

“Me comprometo a llevar la Palabra de Dios como misionero columbano ordenado, para que nuestros hermanos y hermanas de otras partes tengan la fuerza y el consuelo que viene de ella y este propósito. Ruego que el Señor Jesús me acompañe y me apoye siempre.” Luego de formular este compromiso firmó los documentos con los que se incorpora de manera definitiva a la Sociedad Misionera de San Columbano.

En la eucaristía de Agregación, estaban también presentes la mamá y el papá de Henry, junto con otros familiares, tíos, tías, primos, hermanos, que habían venido desde Pedro Ruiz, su tierra natal, para acompañarle en este momento importante en su vida.

El evangelio de Lucas tomado para esta ocasión dio el marco en el cual se desarrollará la futura tarea de Henry como misionero: “La cosecha es abundante, pero los trabajadores son pocos. Rueguen al dueño de los sembrados que envíe trabajadores para la cosecha. Miren que les envío como corderos en medio de lobos. No lleven dinero, ni alforja ni calzado”.

El P. Jhon al reflexionar este pasaje del evangelio, recordaba también sus primeros pasos como misionero en Perú, y aconsejó: “Siempre van a haber desafíos y retos en el camino misionero. El mayor trabajo del discípulo es traer paz y alegría a donde vaya. Eso es lo que debemos hacer los misioneros”, y recordó los años de formación de Henry en Perú, en Chile, en Taiwán, a donde probablemente sea destinado.

El P. Cathal Gallagher, Director Regional del Perú, al momento de agradecer la presencia de todos ofreció todo el apoyo y respaldo de la Sociedad para su futura labor: ‘Ten la seguridad, y también para los papás, lo vamos a cuidar bien, los desafíos de la vida no los podemos quitar pero te vamos a acompañar, no te vamos a dejar solo.”

La emotiva ceremonia terminó con la bendición al nuevo misionero que fue hecha por todas las personas asistentes.

Henry Amado Serván Vallejos es el nuevo columbano peruano